¿Quiénes son los ángeles?

Reconociendo la supremacía de Dios, como el dador de vida, el omnipotente, omnipresente y omnisciente; no podemos desconocer la presencia sobrenatural de los Ángeles. Esos seres inmateriales y espirituales que asisten y sirven a Dios en las tareas que acompañan nuestra cotidianidad.

Esos seres de luz y amor que hacen parte de nuestra vida y aunque por razones como el desconocimiento, no reconozcamos su existencia inefable, suelen ser mensajeros de Dios que se valen de diferentes formas para hacer notar su presencia, protegiéndonos como buenos custodios.

El Papa San Pío X decía que “los ángeles son las criaturas más nobles creadas por Dios“ son inmortales, tienen voluntad propia, poseen conocimientos más amplios y su poder es muy superior a los hombres”. Siendo ésta superioridad suficiente razón para honrar, bajo el principio de autoridad, esa presencia que al manifestarse en nuestras vidas nos llena de paz, armonía, tranquilidad y sobre todo, esa ayuda celestial que vela nuestras noches y acompaña nuestros días protegiéndonos del mal.

Te preguntarás, si aún no has desarrollado la sensibilidad con los Ángeles, ¿cómo saber que están en tu vida? Pues bien, hoy deseo que comprendas, que aún sin ser consciente de su presencia, ellos están a nuestro lado. Todos tenemos un Ángel de la guarda que se nos fue asignado desde el momento de la concepción cuando el alma se une al cuerpo, y va con nosotros a todas partes. Algunas personas perciben su presencia a través de olores, por ejemplo, en otros casos se manifiestan físicamente, hay quienes escuchan susurros al oído que dejan sentir una presencia celestial. En ocasiones se valen de momentos, situaciones, canciones, lecturas, personas; que nos hablan justo de aquello que necesitamos o les hemos preguntado, trayendo respuestas a nuestras dudas o inquietudes, simplemente dejándonos saber que ahí están como fieles compañeros que conocen nuestras situaciones, nuestros momentos difíciles o simplemente se han percatado de nuestro deseo por conocerlos y saber de ellos.

Sobre los Ángeles la iglesia católica no ha expresado ninguna definición dogmática, es más bien un acto de fe sustentado en diversas experiencias que documentan la presencia angelical mediante el reconocimiento y la creencia de sus manifestaciones sobrenaturales y reales. En la biblia son cerca de 400 citas que dan fe de su presencia desde el antiguo al nuevo testamento. Estos datos nos dejan ver y creer que su presencia ha sido manifestada desde antes de la humanidad.

En un acto de fe, deléitate con los Ángeles, agradece la luz y la protección que te brindan, e invítalos, específicamente a tu Ángel de la guarda, a que guíe, acompañe y proteja cada paso terrenal que des. Los Ángeles son tus más fieles custodios. Quienes guardan tus pasos y tu camino.

Déjanos un comentario